En Lima hay una fiesta, y es el próximo 21 de abril. Pablo Guyot, Willy Iturri y Alfredo Toth, los míticos G.I.T., harán vibrar el Estadio Nacional del Perú junto a Roxette, en un mega-concierto.

Por estos días tienen una agenda de ensayos ajustadísima, para poner a punto la batería de clásicos que sonarán esa noche. Hasta la fecha, G.I.T. grabó cinco discos de estudio que convirtió a la banda en íconos del rock latinoamericano. Aún así, hicieron un lugar para recibirnos con la cordialidad de siempre en su estudio de Martínez, en Buenos Aires. Muy poco de este documento habría sido posible sin la invalorable ayuda de Carolina Santorum.

Ernie Reid: ¿Cómo se conocieron? ¿De qué bandas provenía cada uno?

Alfredo Toth: Yo empecé tocando con Los Gatos. Luego con León Gieco, Nito Mestre y Raúl Porchetto…

Pablo Guyot: Y ahí fue que nos conocimos. Con Willy (Iturri) veníamos tocando con un grupo que en aquellos años sonaba muchísimo, Banana, en los años ’70. En una entrevista Alfredo dijo que le gustaba mucho la banda de Porchetto. Cuando su bajista dejó el grupo, Willy fue a ver a Raúl y llamó a Alfredo. Con Raúl Porchetto grabamos dos discos: Metegol (Sazam, 1980) y Televisión (Sazam, 1981).

ER: Luego integraron la banda de Charly García y grabaron varios discos con él ¿Cómo es trabajar con Charly García?

Willy Iturri: Nosotros tocábamos con Raúl, y Charly venía muy seguido a vernos. Luego se separó de Serú Girán, y me convocó para grabar Yendo De La Cama Al Living (Interdisc, 1982). Luego vinieron Clics Modernos (Interdisc, 1984) y Piano Bar (SG, 1984). Allí éramos GIT, Fito Páez, Charly, Fabiana Cantilo, el Gonzo (Gonzalo Palacios) y Daniel Melingo.

Ese mismo año arrancamos en Ibiza con el primer disco de G.I.T., producido por Charly.

AT: Fue una época buenísima.

ER: Luego vinieron años de un éxito increíble en toda Latinoamérica. ¿Cómo lo manejaron?

PG: La verdad es que fue una sorpresa, porque estábamos tocando con Charly acá en Argentina, todo bárbaro y de pronto fuimos a tocar a Perú. Con eso nos bancamos una pasada por Chile y tres meses después estábamos tocando en el Estadio Nacional… Fue un boom muy exagerado que no podíamos creer. Nos asomábamos por la ventana del hotel y había 200 personas gritando, y en otros momentos había 500.

WI: También tocamos en el Festival de Viña del Mar, donde ganamos dos Antorchas de Plata, un premio muy importante porque es el que da la gente. Allí hay 35 mil personas, y por entonces el festival era transmitido vía satélite a 20 millones de personas de habla hispana.

PG: Eso nos abrió las puertas de toda Latinoamérica.

AT: De todas formas, lo disfrutamos mucho. Fue muy divertido.

WI: ¡La pasamos bárbaro!

PG: Hubo algunos extremos, como siempre, porque éramos unos niños (risas).

ER: En 1988 decidieron hacer una pausa hasta 1992, cuando llegó Distorsión… ¿Cómo fue el regreso?

WI: A mí, particularmente, vino Pelo (Rubén C. Aprile) a buscarme. Yo vivía en Madrid. Me contó que venía el sello Virgin a Argentina. Desde allí armamos el regreso y grabamos Distorsión (Virgin/EMI, 1992) en los estudios Electric Lady, en Nueva York, el estudio de Jimi Hendrix. Es uno de mis discos preferidos.

PG: Después de eso tocamos bastante tiempo. Nuestro último show fue en Japón, en 1994.

ER: En 2010 volvieron a reunirse con un éxito enorme ¿Cómo explican tanta vigencia?

AT: Tiene que ver con que nuestra música siguió siendo difundida durante muchísimo tiempo. Sigue siendo difundida ahora. También tiene que ver con que se transmitió de generación en generación.

WI: Nos encontramos en nuestros conciertos con gente de todas las edades. El rango de edades es totalmente transversal. Eso es vigencia.

AT: Le dimos a nuestro sonido una vuelta más. El grupo suena muy bien. Hay versiones de temas que suenan mucho mejor ahora de lo que sonaban entonces.

PG: Willy estuvo tocando en vivo con su banda solista, pero Alfredo y yo no estábamos tocando, a menos que nos invitaran amigos. Estuvimos produciendo discos de otros artistas durante casi 15 años. Ahora nos picó el bichito de volver a tocar en vivo. Tenemos una tentación… Ahora, por ejemplo, la gira que tenemos a Perú y el show con Roxette… es algo que nos tiene con muchas ganas.

WI: Creo que también se debe a que las radios nunca dejaron de pasar la música de grupos argentinos que tuvieron éxito en el exterior, como Soda Stereo, GIT, Fito, Charly, los Enanitos Verdes o Virus, por ejemplo. Aún cuando luego aparecieron otros ritmos.

ER: ¿Cómo emplean internet y las redes sociales? ¿son importantes para ustedes?

WI: Son muy importantes. Son una forma de acercamiento permanente hacia la gente, de compartir lo que hacemos. Pueden entrar a la página oficial de GIT. También estamos en Facebook. Allí encontrarán fotos, música, videos, fechas de conciertos y todo lo relacionado a la banda.

ER: ¿Cómo surgió la idea de un show junto a Roxette?

PG: No fue una idea nuestra específicamente. Desde Perú llamaron a nuestro representante. Un gran representante que tenemos, y él arregló todo. Fue un buen acuerdo, porque es muy lindo tocar con una banda de ese nivel. A demás, es un show en un estadio muy grande.

WI: Está bueno para ellos también, porque creo que van a llegar (risas)

PG: Lo más importante es que ambas bandas tocamos un set completo de una hora y media de duración. Eso fue determinante a la hora de aceptarlo o no. Si hubiera sido un show en el que no teníamos dominio de nada de lo que hacemos, hubiésemos preferido tocar solos.

ER: ¿Cómo se preparan para Perú? ¿Qué expectativas tienen?

AT: Todas. Hace muchísimo tiempo que no tocamos en Perú. Reencontrarnos con toda esa gente, con amigos que tenemos allí… Hay algo que ya nos sorprendió en otras presentaciones: la reacción de las nuevas generaciones. Fue algo que no esperábamos. Queremos ver qué pasa en Perú.

WI: Hay una página en facebook que armó gente de Perú, es https://www.facebook.com/gitperu, en la que vemos los comentarios de la gente, preguntando las fechas, realmente entusiasmados. Hay una expectativa muy grande, que también tenemos nosotros. Estamos ensayando todos los días. Estamos sonando muy bien y súper contentos.

ER: Esto se los tengo que preguntar… ¿Nos adelantan el repertorio del show?

PG: No. Imposible. Tenés que venir al show. Cuando vengas, lo vas a saber.

AT: Te esperamos en Perú, Ernie.

Notas Relacionadas: